abril 14, 2024

A Tere Carrizales… La golpearon, humillaron y hoy le pidieron disculpa

Compartir:

Facebook
Twitter
WhatsApp

San Luis Potosí, S.L.P.- El primero de julio del 2019, una turba de policías municipales la humillaron, golpearon, arrastraron y denigraron. La echaron a patadas de la oficina número 11 del Registro Civil y la exhibieron ante el mundo.

Hoy, ocho meses y medio después, Tere Carrizales degustó el sabor de la justicia, al observar satisfecha la cara de vergüenza del Secretario General del Ayuntamiento capitalino, Sebastián Pérez García, quien tragó saliva y a nombre de su jefe Xavier Nava Palacios, le pidió una disculpa pública por todas las vejaciones que el Gobierno Municipal cometió en su contra.

El funcionario municipal pasó apuros e intentó disimular su derrota al decir que «no son momentos para enconos y rencores, ni de vencedores ni vendidos», pero la realidad es que «tragó camote» y tuvo que pedir disculpa a la abogada, ante la recomendación de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos por la agresión perpetrada contra ella por parte de policías engorilados, que la vapulearon como ladrón linchado en colonia.

El evento protocolario en el que el gobierno de la ciudad ofreció disculpas públicas a la licenciada María Teresa Carrizales Hernández, se llevó a cabo en Palacio Municipal y en presencia de oficiosos funcionarios estatales como Alejandro Leal Tovías, secretario General de Gobierno y otros más.

El secretario General del Municipio indicó que la disputa fue para hacer prevalecer ante todo, la dignidad de la persona y la más irrestricta salvaguarda de sus derechos.

“Hoy ofrecemos a la licenciada María Teresa Carrizales Hernández, una disculpa pública por haberla agraviado de la manera en que sucedió, y con ello abonamos a cumplir con sus aspiraciones personales de justicia” dijo.

“Quiero dejar en claro viéndote a los ojos Tere, que no se trata de ninguna disculpa forzada ni obligada, sino de una disculpa sentida y sincera, con rostro humano”, enfatizó.

El Ayuntamiento de San Luis Potosí, aceptó en su totalidad la recomendación girada por la Comisión Estatal de Derechos Humanos y dio cumplimiento a la recomendación.

A consecuencia, habrá cursos de Alta Formación y Capacitación en materia de Derechos Humanos al personal de la comuna, sobre la aplicación de la Ley Nacional sobre el Uso de la Fuerza, los Bienes Jurídicos que tutelan los artículos 14 y 16 de la Constitución de los Estados Unidos Mexicanos y sus implicaciones en la protección a la integridad y seguridad personal, a la legalidad y seguridad jurídica, así como al derecho de las mujeres a una vida libre de violencia.

Por su parte, el titular de la Comisión Ejecutiva Estatal de Atención a Víctimas, Jorge Vega Arroyo reconoció la disposición del Gobierno Municipal para atender la recomendación.

“Aunque no se solicitó la disculpa pública en la recomendación emitida por la Comisión Estatal de Derechos Humanos, el Ayuntamiento decidió hacerlo, por lo que hoy ofrecemos a la licenciada María Teresa Carrizales Hernández, una disculpa pública por haberla agraviado de la manera en que sucedió.

Por su parte, Teresa Carrizales Hernández agradeció las disculpas institucionales al Presidente Municipal Xavier Nava, al Comisario Edgar Jiménez Arcadia y a la Comisionada de los Derechos Humanos Municipal Olga Palacios, por la disculpa institucional que el gobierno de la ciudad le ofreció.

“Esta lucha la empecé única y exclusivamente por no permitir se me arrebatara el derecho ciudadano de no ser violentada por mandos municipales. Muchas veces pensé en dimitir pero decidí seguir cuando me di cuenta que esta lucha ya no me pertenecía, que no estaba sola, que ahora era una lucha colectiva por no permitir nunca más abusos, tortura, privaciones ilegales o detenciones arbitrarias por parte de ninguna autoridad”, señaló Carrizales Hernández.

Queda pendiente aún el juicio político que está en curso en el Congreso del Estado en contra del Alcalde Xavier Nava Palacios y en donde existe un marcado interés en varias fracciones parlamentarias en desaforarlo por el caso Carrizales.